Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de agosto, 2018

¿Existe el esófago sensible?

A veces son los pacientes y otras veces aparece en las redes sin que se sepa muy bien el origen de los términos. Escribo esta entrada porque parece que se está extendiendo cada vez más (viral lo llaman ahora a lo que se expande con rapidez en las redes sociales) esto del esófago sensible. Y como no es un diagnóstico demasiado ortodoxo, voy a tratar de hacer una explicación que aproxime el sentir del pueblo al sentir de los médicos.

Un esófago sensible es un esófago que siente. Que siente algo. Entre los médicos, cuando duele el esófago al trabajar (cuando baja el alimento hacia el estómago) lo llamamos odinofagia. Es prácticamente el único "sentimiento" que le otorgamos al esófago: que percibe dolor. Pero mucho más frecuente que la odinofagia es el dolor de la pirosis, del ardor retroesternal que se localiza en el epigastrio, en esa zona que llamamos "la boca del estómago" porque es donde se ubica su entrada. Es, precisamente en el tramo más distal del esófago, en l…

Un complemento visual a la importancia de nuestros compañeros de viaje

Perdonad que me repita pero es que realmente estoy entusiasmado con las heces y su composición. No por la situación social que vivimos, no, que yo procuro mantenerme al margen de la política. Pero es que el conocimiento de la microbiota está revolucionando el valor de la mierda.




A ver si os gusta y lo hacéis viral!!! Espero poder colgarlo pronto en un canal de salud de Youtube o plataforma similar.